SANDALIAS CON CUÑA

Las sandalias de cuñas, un calzado en expansión

Las sandalias de cuñas nacieron en Italia en la década de los años 30, pero cuando de verdad se popularizaron fue cuarenta años más tarde, en la década de los 70. Tuvieron buena acogida en países cuya media de estatura era inferior a la del resto, por lo que su uso en zonas mediterráneas se arraigó rápidamente. Desde entonces, se han exportado a cada vez más países, convirtiéndose en los últimos años en una gran referencia en el mundo de la moda, presentando cada vez estilos más variados y coloridos, ideales para combinar con cualquier tipo de ropa.

Este tipo de calzado es ante todo cómodo. Al ofrecer una mayor estabilidad y superficie de contacto, la tensión en talón y tendones se reduce, minimizando el riesgo de lesiones. Además, su forma hace que la espalda sufra menos y reparte mejor el peso. Las ventajas estéticas que ofrece no son para menos, pues nos da la apariencia de ser más altas y delgadas y estilizan la figura.